Saltar al contenido
Las 1000 propiedades curativas de plantas y frutas

Propiedades curativas del Apio y sus Beneficios medicinales para la salud

Propiedades curativas del Apio

El apio reduce los niveles de colesterol y el dolor de la artritis, ayuda en la pérdida de peso, desintoxica el cuerpo, reduce la presión arterial alta, y promueve la salud en general en un gran número de maneras. Es rica en vitamina C y por lo tanto es extremadamente beneficiosa para la salud.

¿Qué es el apio?
El apio es una planta de la familia de las Apiáceas y se consume como un vegetal que se puede encontrar en todo el mundo, y como parte integral de la cocina de ciertas culturas. Sus orígenes se remontan muy probablemente a las zonas mediterráneas y norteafricanas, ya que lo que se cree que es una rudimentaria variedad de especies de apio se encontró en la tumba del rey Tut, y una planta que se asemeja mucho a ella es objeto de múltiples referencias en el mito y la historia mediterráneos. La planta se cultiva ahora a nivel mundial y forma parte de todas las cocinas desde América e Irlanda hasta Japón y Australia.

Para uso culinario, se encuentra más comúnmente en sopas y ensaladas, o como guarnición de ciertos platos. Además, es comúnmente consumido como aperitivo, ya que es bastante relleno, pero no engorda.

Datos nutricionales del apio
El apio contiene minerales como calcio, sodio, cobre, magnesio, hierro, zinc y potasio. Contiene ácidos grasos y vitaminas, incluyendo la vitamina A, K, C, E, D y las vitaminas B (tiamina, riboflavina, ácido fólico, vitamina B6 y vitamina B12). También contiene fibra.

Beneficios de Salud del Apio
Los beneficios para la salud del apio incluyen los siguientes:

Reduce el nivel de colesterol
Comer apio todos los días puede reducir el colesterol que obstruye las arterias (llamado LDL o colesterol “malo”). Los ftaluros en esta hierba también estimulan la secreción de jugos biliares, que trabajan para reducir los niveles de colesterol. Menos colesterol significa menos placa en las paredes de las arterias y una mejora general en la salud del corazón. La fibra que se encuentra en él también trabaja para raspar el colesterol fuera del torrente sanguíneo y eliminarlo del cuerpo con las deposiciones regulares, aumentando aún más la salud cardiovascular.

Desintoxica el cuerpo
Actúa como un antioxidante, y en verdad, todas las partes del apio incluyendo las semillas, raíces y hojas pueden ser usadas. Comer esta verdura regularmente ayuda a evitar enfermedades del riñón, páncreas, hígado y vesícula biliar.

Reduce la presión arterial
El apio contiene ftaluros, que son compuestos químicos orgánicos que pueden reducir el nivel de hormonas del estrés en la sangre. Esto permite que sus vasos sanguíneos se expandan, dando a su sangre más espacio para moverse, reduciendo así la presión. También contiene potasio que actúa como vasodilatador, reduciendo la presión arterial. Cuando se reduce la presión arterial, pone menos estrés en todo el sistema cardiovascular y reduce las probabilidades de desarrollar aterosclerosis o sufrir un ataque cardíaco o accidente cerebrovascular.

Previene las infecciones del tracto urinario
Las semillas de apio ayudan en la eliminación del ácido úrico, ya que se utiliza comúnmente por sus propiedades diuréticas, lo que significa que estimula la micción. Por lo tanto, es bueno para las personas con trastornos de la vejiga, problemas renales, cistitis y otras afecciones similares. Las semillas también ayudan a prevenir las infecciones del tracto urinario en las mujeres.

Disminuye el dolor de la artritis
El apio es excelente para las personas que sufren de artritis, reumatismo y gota. Tiene propiedades antiinflamatorias que ayudan a reducir la inflamación y el dolor alrededor de las articulaciones. Sus varillas también actúan como diuréticos, lo que ayuda a eliminar los cristales de ácido úrico que se acumulan alrededor de las articulaciones del cuerpo y que pueden aumentar el dolor y la incomodidad. También puede aumentar el rebrote de tejido en las articulaciones inflamadas.

Previene el cáncer
El apio contiene ftaluros, flavonoides y poliacetilenos. Estos componentes que combaten el cáncer desintoxican los agentes cancerígenos. También contiene cumarinas que mejoran la actividad de ciertos glóbulos blancos, que pueden evitar el cáncer. Estos componentes antioxidantes buscan los radicales libres que flotan en el cuerpo y dañan los órganos y los neutralizan antes de que puedan causar condiciones como el cáncer.

Aumenta el sistema inmunológico
Rico en vitamina C y antioxidantes, el apio estimula enormemente la fuerza del sistema inmunológico y lo hace más activo y eficiente. Comer este vegetal rico en vitamina C regularmente puede reducir su riesgo de contraer un resfriado común, así como protegerlo contra una variedad de otras enfermedades.

Reduce los síntomas del asma
La vitamina C presente en el apio previene el daño de los radicales libres y también tiene propiedades antiinflamatorias que disminuyen la severidad de las condiciones inflamatorias como el asma.

Mejora la salud del corazón
La notable presencia de vitamina C, fibra y otros químicos orgánicos en las raíces del apio promueve la salud cardiovascular.

Regula el balance de fluidos
El apio es rico en sodio y potasio, y ambos minerales ayudan a regular el equilibrio de líquidos en el cuerpo.

Alivia las migrañas
La presencia de cumarinas en el apio puede proporcionar alivio de las migrañas. El mecanismo exacto no se entiende completamente, pero la investigación apunta a una supresión de la liberación de óxido nítrico en el cerebro, que puede causar dolores de cabeza y migrañas.

Trata el reumatismo
Los extractos de apio, que contienen 85% 3-n-butilftalida (3nB), son efectivos en el tratamiento de la artritis y los dolores musculares.

Controla la diabetes
Las hojas de apio también se comen para tratar varias condiciones diabéticas. Esto se debe al alto contenido de fibra, que ha demostrado ayudar a controlar los síntomas diabéticos.

Previene Cataratas
Gotear gotas de té de apio en los párpados es bueno para ciertas condiciones oftalmológicas y puede mejorar su salud ocular, reducir sus probabilidades de desarrollar cataratas y protegerlo contra la degeneración macular.

Tónico Nervioso
El apio contiene un alto contenido de calcio y debido a esto, se utiliza comúnmente para calmar los nervios.

Pérdida de Peso
Beber regularmente jugo de apio antes de las comidas puede ayudar a reducir su peso. Es muy baja en calorías y también se rellena debido a su alto contenido en fibra. Por lo tanto, puede ayudar a reducir la tendencia a comer en exceso y a mantener el peso bajo sin sentir hambre todo el tiempo!

Otros Beneficios

El apio ayuda a prevenir muchas enfermedades y afecciones que incluyen la neuritis, el estreñimiento, el asma, la hipertensión arterial, la catarro, la pirorrea y la hidropatía, el agotamiento mental, la acidosis, la anemia, la obesidad y la tuberculosis. También ayuda a mejorar la salud general y la fuerza de los dientes.

¿Cómo seleccionar y almacenar?
Está fácilmente disponible en los mercados de todo el mundo. Elija la que sea de color verde, no tiene decoloración, tiene hojas frescas y crujientes. Guárdelo en la nevera y utilícelo dentro de 5-7 días. Asegúrate de no congelarlo.

Ideas para servir rápidamente

Ensalada: Añada las hojas de apio picadas a las verduras o a la carne que desee. Añadir sal y pimienta molida a la ensalada. Para aliñar, rocíe el jugo de limón y aceite de oliva.

Ensalada de frutas: Mezcle las manzanas cortadas en rodajas, nueces como cacahuetes, pasas, etc. con hojas de apio picadas en un tazón. Mezclar el jugo de naranja con la mayonesa y rociar sobre la mezcla.